El Gobierno argelino se ha sumado a la alerta de atentado en los campamentos refugiados saharauis de Tinduf, en el sur del país, que lanzó al semana pasada el Gobierno español y ha pedido a Minurso, la misión de Naciones Unidas para el Sáhara Occidental, que extreme las medidas de seguridad.

La alerta de las autoridades argelinas, a la que ha tenido acceso EL PAIS, se basa en “información de la preparación de secuestros de extranjeros de los campos de refugiados [saharauis] y en áreas al este del muro y de planes criminales contra los intereses españoles en los campamentos”.

El aviso recuerda que deben seguirse los protocolos y procedimientos de seguridad establecidos y, entre otras medidas, subraya la necesidad de evitar cualquier movimiento pasadas las 10 de la noche, cuando entra en vigor el toque de queda, salvo en casos de emergencia, en los que se deberá circular con escolta; así como de extremar la precaución en los aparcamientos de vehículos de la ONU.

Por su parte, el Ministerio de Asuntos Exteriores ha actualizado este lunes sus recomendaciones de viaje a Argelina con el siguiente aviso: «La misión de Naciones Unidas Minurso ha alertado de la posibilidad inminente de atentados y secuestros de españoles en los campamentos saharauis de Tinduf. Por todo ello, se recomienda no viajar a esa zona y que todos los viajeros españoles cuya presencia no sea imprecindible la abandonen en cuanto sea posible». Hasta hora, se recomendaba expresamente no viajar, pero no evacuar la zona.

La alerta que dio la semana pasada eel Gobierno español, basada en informaciones contrastadas de servicios secretos extranjeros sobre un atentado “en avanzado estado de preparación” contra ciudadanos españoles en los campamentos saharauis, apuntaba al grupo yihadista Estado Islámico del Gran Sáhara (ISIS-GS). Sin embargo, el Frente Polisario la rechazó, calificándola de  “injustificada” y vinculándola con la visita a Madrid del ministro de Exteriores marriquí, Nasser Bourita.

Las ONG españolas, que cuentan con más de un centenar de cooperantes en la zona, y las asociaciones que han organizado este mes visitas multitudinarias a los campamentos de familias españolas que acogen en verano a niños y niñas saharaius, también recibieron con recelo la alerta del Ministerio de Asuntos Exteriores, alegando que ni las autoridades argelinas ni Minurso habían advertido riesgos en materia de seguridad.




Fuente: El Pais

A %d blogueros les gusta esto: