Almeida, durante el acto en el que ha anunciado la peatonalización de Sol. Foto: Europa Press

El alcalde de Madrid ha anunciado este martes que el Ayuntamiento peatonalizará “definitivamente” la puerta del Sol, “el espacio más emblemático de la ciudad de Madrid, el kilómetro cero”, como lo ha descrito el popular José Luis Martínez Almeida. En la zona de la Puerta del Sol –que está en pleno corazón del área de tráfico restringido de Madrid Central– el coche ha ido perdiendo importancia frente al peatón desde hace años.


ampliar foto
Mapa actual de Madrid Central. Pulse para ampliar.

El alcalde ha indicado que se peatonalizará también una parte de la calle Mayor y de la bajada de la calle Alcalá, hasta el edificio de Apple. Se tendrá en cuenta, ha asegurado en un desayuno informativo de Europa Press, que deben dotar de salida y entrada a los aparcamientos de la calle Mayor. Almeida, que no ha dado muchos más detalles del plan, asegura que están “hablando con los comerciantes de la zona”. La vicealcaldelsa, Begoña Villacís, ha añadido en declaraciones a la prensa que también se peatonalizará parte de la carrera de San Jerónimo.

No hay fecha para el proyecto de peatonalización «definitiva» de la Puerta del Sol, una plaza con más de 500 años de historia. Según Almeida, se hará a lo largo de este mandato mediante concurso internacional de ideas en colaboración con el Colegio Oficial de Arquitectos. “Junto con Canalejas, va a ser una de las grandes zonas urbanas” que va a distinguir a la capital, según el alcalde.

Villacís ha anunciado que «no es el único entorno que se va a peatonalizar», sino que habrá «muchas más», porque «son medidas que funcionan». El gobierno municipal entiende con las peatonalizaciones «se mejora la calidad de vida de los madrileños» y «la actividad comercial».

La Puerta del Sol, ha opinado Villacís, «es una plaza icónica». La considera, sin embargo, «hostil» desde el punto de vista de ordenación y urbanístico. Por eso han decidido empezar con sus peatonalizaciones por ahí.

El concejal de Más Madrid, José Manuel Calvo, ha celebrado la peatonalización de lo que queda abierto al tráfico en Sol. «Bienvenido a las políticas del siglo XXI, señor Almeida, las políticas en las que cada vez hay menos coches en el centro de las ciudades», ha dicho Calvo con ironía.

Avances sobre Madrid Central

El alcalde ha asegurado que anunciarán su plan alternativo a Madrid Central antes del 30 de septiembre. Desde su investidura el pasado junio, el Ayuntamiento inició una ronda de consultas con vecinos y comerciantes de la zona. Almeida ha hablado de los comerciantes del área, con quienes también se han reunido. «Les vamos a considerar también como vecinos y les vamos a otorgar una serie de permisos», la anunciado.

Almeida ha afirmado también que están avanzadas las ayudas para incentivar la renovación de las flotas de vehículos de Madrid. Serán 200 millones de euros, 50 por año, que comenzarán a estar disponibles desde 2020. «No somos enemigos de los coches, somos enemigos de los coches que contaminan», ha dicho.

Los coches, ha afirmado, podrán entrar hasta el centro de Madrid. Eso ya es posible, excepto para los más contaminantes, siempre que entren al perímetro para estacionar en un aparcamiento municipal o privado.

El Ayuntamiento no tiene previsto extender ese perímetro de Madrid Central en su plan alternativo, para el que no tiene nombre –»se aceptan sugerencias», ha dicho–, pero sí va a reducir las multas, que ahora son de 90 euros (45 por pronto pago). «En estos momentos el salario medio ronda o no llega a los 1.500 euros», ha explicado el alcalde, que considera «muy razonable que el afán recaudatorio disminuya».

Barcelona aplica el mayor veto al coche contaminante

Desde el 1 de enero, Barcelona, como también hizo Madrid, se sumará a la lucha global contra las emisiones de óxidos de nitrógeno con la entrada en vigor de la Zona de Bajas Emisiones (ZBE). La superficie de la ZBE de Barcelona es 20 veces más grande que Madrid Central y se convertirá en la mayor área de restricción de España. Saltarse las restricciones (que se controlarán con cámaras) comportará elevadas multas: de entre 200 y 1.800 euros. En Madrid Central son de 90 euros y el alcalde, José Luis Martínez-Almeida, ha anunciado que las van a rebajar. La cantidad dependerá de lo contaminante que sea el vehículo y alcanzarán el máximo si circula durante un episodio de alta contaminación.

Sigue con nosotros la actualidad de Madrid en Facebook, en Twitter y en nuestro Patio de Vecinos en Instagram




Fuente: El Pais

A %d blogueros les gusta esto: