La gran labor ofensiva del pívot Bam Adebayo, que aportó un doble-doble de 32 puntos, 14 rebotes -mejor marca de la temporada- y cinco asistencias, fue la clave que permitió a los Heat de Miami vencer este domingo por 125-113 a los Celtics de Boston en el sexto partido de las finales de la Conferencia Este que ganaron por 4-2 al mejor de siete.

El triunfo aseguró a los Heat la vuelta a las Finales de la NBA por primera vez desde el 2014 cuando las perdieron frente a los Spurs de San Antonio (1-4) y se enfrentarán por el título a Los Angeles Lakers, quienes la pasada noche se proclamaron campeones de la Conferencia Oeste tras eliminar a los Nuggets de Denver (4-1).




Fuente: Agencia Efe

A %d blogueros les gusta esto: